Mié08202014

Last update12:00:00 AM

El PPD y las comunidades LGBTT

  • PDF

A través de su plataforma y posturas públicas, el Partido Popular Democrático (PPD) presentó las siguientes propuestas – las cuales cito textualmente:

La Constitución del Estado Libre Asociado y las declaraciones y tratados universales sobre derechos humanos y demás desarrollos internacionales, informan todo el pensamiento del Programa del Partido Popular Democrático para el 2012. Por ello, el Programa expande sobre nuestras disposiciones constitucionales relevantes y enfatiza el concepto de desarrollo humano integral: el proceso de ampliación de las opciones de las personas y el mejoramiento de sus capacidades y libertades, para que puedan vivir una vida larga y saludable, tener acceso a la educación y a un nivel de vida digno, participar en la vida de su comunidad y en las decisiones que afecten sus vidas. Eliminar las desigualdades de género, las inequidades en materia de derechos civiles y erradicar el flagelo de la violencia que nos arropa son algunos de los objetivos prioritarios de nuestro Programa.

En fin, el Partido Popular propone rescatar en la práctica, de manera sustantiva, el aprecio a la diversidad pero también a la solidaridad; la autoestima pero también el respeto a la diferencia. La cohesión social es un activo que se toma cada vez más en cuenta cuando calibramos el progreso general de una sociedad. El Partido Popular Democrático, con una larga trayectoria a favor de la justicia social, desde su fundación, atempera su visión inclusiva y de integración a las nuevas desigualdades que emergen en el mundo contemporáneo. No es sólo la pobreza o el color de la piel lo que margina y lo que debemos atender sino un elenco de condiciones que un país democrático no puede permitir.

Para el Partido Popular, ninguna familia merece trato inferior o menor respeto que otra. Por eso, trabajaremos para erradicar el discrimen por orientación sexual. Presentaremos legislación especial que borrará los discrímenes que hoy existen contra todas las parejas de hecho.

El Programa incluye otras acciones específicas en esta dirección. Reestableceremos la política pública educativa de Perspectiva de Género, derogada por la Administración Fortuño en su primer mes de gobierno. El currículo educativo tiene que evitar los estereotipos y promover la aceptación de la diversidad que nos caracteriza hoy como puertorriqueñas y puertorriqueños. Los derechos humanos establecen que todos y todas tenemos la misma capacidad y potencial intelectual y la educación pública así tiene que reflejarlo. Nuestro compromiso está con la promoción de políticas educativas que promuevan esos valores y que le ofrezca a nuestros niños y a nuestras niñas una educación libre de estereotipos y sexismos. Además, capacitaremos a los miembros de la legislatura y de los gobiernos central y municipales sobre perspectiva de género a través de un adiestramiento compulsorio al comenzar a ejercer sus puestos y un monitoreo de cumplimiento.

Parte del esfuerzo educativo necesariamente incluirá a las fuerzas de orden público, las cuales adiestraremos para evitar la discriminación y salvaguardar la dignidad y los derechos civiles de nuestra ciudadanía, incluyendo sectores tradicionalmente marginados como los inmigrantes y la comunidad LGBTT.

El readiestramiento incluirá los nuevos protocolos que estableceremos ordenando a las autoridades policíacas investigar cuidadosamente posibles crímenes de odio incluyendo aquellos casos sospechosos ya acaecidos, en particular los que han atemorizado a la comunidad LGBTT. Protegeremos nuestros derechos civiles y humanos mediante un cambio radical en el adiestramiento policíaco y un renovado diálogo con las comunidades afectadas. Asimismo, integraremos la Policía en el diálogo comunitario para entablar una relación de respeto y cooperación, con énfasis en la comunidad LGBTT, los inmigrantes y aquellas comunidades que tradicionalmente han sido marginadas.

Ofreceremos educación continuada para el Policía especialmente en manejo de conflictos, respeto a los derechos civiles y negociación. Aseguraremos el cumplimiento de protocolos de uso de la fuerza que respeten los derechos de la ciudadanía, monitoreando constantemente a los supervisores en la jerarquía policíaca y exigiendo que éstos rindan cuentas por las acciones de sus subalternos. El buen adiestramiento será clave en este esfuerzo. Estableceremos un ‘task force” interagencial que reporte directamente al Gobernador para monitorear el cumplimiento de las directivas relacionadas a los derechos civiles.

El adiestramiento policíaco, no obstante, será insuficiente sin cambios sustantivos a las leyes. Por ello, enmendaremos la Ley 54 para brindar la protección que ésta ofrece a todas las parejas, sin importar estado marital u orientación sexual. Actualmente, el ordenamiento jurídico, según interpretado por la mayoría del Tribunal Supremo, protege sólo a algunas parejas, lo cual es inaceptable. Nuestro compromiso está con todas las personas, sin importar edad, estado civil, orientación sexual, condición social u origen nacional.

Finalmente, el Partido Popular Democrático tiene un compromiso fundamental de reformar las leyes laborales para erradicar de nuestro ordenamiento los prejuicios y discrímenes contra individuos pertenecientes a la comunidad LGBTT. Prohibiremos mediante legislación el discrimen por orientación sexual e identidad de género en el empleo, haciéndole justicia a la comunidad LGBTT.

 

Publicado en el blog de Pedro Julio Serrano: www.pedrojulioserrano.com

<