Sáb08232014

Last update12:07:21 PM

Consumo frecuente de té verde ayuda a rejuvenecer la piel

  • PDF

Un estudio realizado en Georgia confirmó que el té verde contiene altos niveles de polifenoles, sustancias que poseen propiedades antioxidantes, anticancerígenas y antibióticas, que ayudan a prevenir enfermedades cardíacas y combaten determinados tipos de cáncer.

Varios estudios realizados a nivel mundial han confirmado que el consumo frecuente de té verde (la segunda bebida más tomada del mundo después del agua) trae grandes beneficios para la salud, entre ellos el rejuvenecimiento de la piel.

Una investigación llevada a cabo por del Medical College of Georgia (MCG) y dirigido por el Dr. Stephen Hsu (biólogo bucal de la Escuela de Odontología del MCG) comprobó que los animales tratados con té verde, mostraban un crecimiento más lento de células epiteliales y la presencia de un gen muy particular, encargado de regular los ciclos de vida de las células.

El té verde, ya conocido y comprobado en estudios anteriores como un reconocido anti-inflamatorio, ayuda a mejorar estas enfermedades de la piel pues regula la expresión de la Caspasa-14, una proteína presente en aquellos genes encargados de regular el ciclo de vida de las células epiteliales.

Aquellos modelos animales tratados con té verde durante la investigación, mostraron resultados muy positivos. Por ejemplo, niveles inferiores del antígeno nuclear de células proliferantes (PCNA), un gen que se genera cuando las células epiteliales comienzan a multiplicarse.

Según el director del estudio, Dr. Hsu, “antes del tratamiento, el antígeno PCNA estaba presente en todas las capas de la piel". Pero con el tratamiento de té verde, los modelos animales mostraron unos niveles de PCNA casi normales y sólo en la capa más interna.

Los usos del té verde no se limitan a su preparación como infusión. Gracias a su capacidad de regenerar colágeno y de retrasar el envejecimiento, el té verde forma parte esencial de muchos tratamientos de belleza actuales, sobre todo los que buscan rejuvenecer la piel del rostro.

En estos casos, el té es utilizado en forma de mascaras o mascarillas, las cuales, acompañadas de tratamientos de vitamina C y oxigenación, revitalizan, reparan, hidratan y nutren profundamente la piel.

 

 

 

<